EL Efecto Primacía.

. jueves, 3 de junio de 2010
  • Agregar a Technorati
  • Agregar a Del.icio.us
  • Agregar a DiggIt!
  • Agregar a Yahoo!
  • Agregar a Google
  • Agregar a Meneame
  • Agregar a Furl
  • Agregar a Reddit
  • Agregar a Magnolia
  • Agregar a Blinklist
  • Agregar a Blogmarks

¿Recuerdas lo importante que fue la primera impresión que tuviste al conocer a las personas que han tenido o tienen una influencia significativa en tu vida? Después de recordarlas, ¿dirías que un posterior y mayor conocimiento sobre esas personas confirmó o, por el contrario, desestimó la exactitud de esa primera impresión?
.
.
Probablemente, no estés tan sorprendido al tomar consciencia de que, en la mayoría de los casos analizados, no existe duda de que esa primera impresión fue determinante en la relación, para bien o para mal. Es natural y legítimo que las personas conscientemente aceptemos en mayor o menor medida la influencia de esta primera impresión en nuestra percepción futura de las personas y en nuestra forma de relacionarnos con ellas.
.
Para el efecto de primacía “la primera impresión es la que cuenta”
Existen varias ideas ligadas a efecto primacía. Por ejemplo:
- Generalmente hacemos juicios de valor o conclusiones con muy poca evidencia, debido a que tendemos a prestar más atención a las primeras informaciones que a las presentadas en último lugar.
- Las primeras informaciones generan la activación de un "esquema sobre la otra persona". Así, las informaciones sucesivas son interpretadas según un esquema previo.
- Nuestros propios modelos mentales y valores, actúan como filtros de información que hacen que veamos lo que queremos ver, y escuchemos lo que queremos escuchar.
.
Tanto como cuando conocemos por primera vez a una persona, el efecto primacía puede explicar el efecto que tienen distitas experiencias en nuestras vidas. El impacto generado por las primeras veces se explica por la potencia con que las imágenes de los debuts se quedan grabadas en la mente, siendo son más fáciles de visualizar que otras. Por eso la escena del primer beso se recuerda vívidamente, aunque no haya sido el mejor.
.
Un experimento realizado en el Kellogg School of Management at Northwestern University por Leigh Thompson, consistía en mostrar a los estudiantes de MBA dos párrafos, por separado, que describían los hábitos y la conducta de una persona y solicitarles que emitieran un juicio de valor sobre si ésta era o no amigable. Los resultados fueron sorprendentes, dado que el sólo hecho de alterar la secuencia de los párrafos hizo que los estudiantes mayoritariamente pasasen de opinar que es amigable a opinar que no lo es, sin tomar siquiera en cuenta que no existe evidencia contundente descrita para afirmar o negar dicho carácter.
.
.
:::

2 COMENTARIOS:

Ivan - Ivanime dijo...

Sí, tienes razón, creo que todos hemos tenido la experiencia de conocer más a las personas y puede llegar a cambiar radicalmente la primera impresión, sino dímelo a mí que una ex la tenía última en mi lista de gustos.

Pero tampoco se puede evitar, el otro día pensaba eso en el metro, una niña se movía y me empujaba a cada rato, me traía enfermo, pero pensaba que si la conociera tal vez me llegaría a caer bien, pero una persona que tiene una actitud así igual influye al resultado final.

Anónimo dijo...

muchas veces nos equivocamos al jusgar o pensar anticipadamente de un individuo seria recomendable conocer a las personas para luego llegar a conclusiones